Los benditos problemas
2 noviembre, 2019
Construyendo una Super Autoestima
2 noviembre, 2019

Neuroestrategias de Alto Rendimiento

Las claves para mantenerte en tu máximo potencial de eficiencia

Mucho se habla de eficiencia hoy en día, este mundo actual tan volátil, Incierto, cambiante y ambiguo, exige de las personas cada vez más energía y tiempo para mantenerse a un ritmo “aceptable” en términos de avance en su vida personal y en los negocios.

Y es que para nadie es un secreto que la tecnología está avanzando a pasos exponenciales adelantándose por mucho a nuestra habilidad de adaptación como especie, tanto así que hay pocas personas que aún recuerdan cómo era la vida sin un teléfono celular, en un mundo donde hoy, es simplemente una necesidad universal.

Es por esto que se hace imprescindible desarrollar habilidades que te permitan estar en un ritmo óptimo de rendimiento, aumentando tu capacidad de adaptación y que logre evitar el famoso “burn out” que es tan temido por los ejecutivos y dueños de empresas en la actualidad.

Una persona de alto rendimiento es aquella que alcanza su máxima productividad manteniendo una buena salud física y emocional, disfrutando lo que hace y creando un impacto positivo en quien los rodea.

Por eso comparto contigo a continuación algunas de las Neuroestrategias que he desarrollado para ayudarme a estar en mi nivel óptimo de rendimiento y que he aplicado con éxito con mis clientes:

  1. Desarrolla una maestría matutina:

El concepto de “priming” o preparación inicial es una de las claves de las personas más exitosas del mundo, aún cuando no existe una receta única, lo importante es comenzar a incorporar esos rituales que te van a ayudar a empezar de la mejor manera.

Algunos de mis rituales son: una rutina de ejercicios corta de alta intensidad posterior a un estiramiento previo, duchas de agua fría (si, fría helada), seguido de inmersión facial en agua con hielo (crioterapia), una rutina de Meditación guiada y por último la tira de algún buen libro por al menos 30 minutos. La idea es que desarrolles tu propia rutina personal.

  1. Prepara las actividades con anterioridad.

Suelo recomendar mucho que anotes tus metas semanales y el domingo en la noche revises y planifiques las metas para la siguiente semana. Sin embargo hay casos donde se hace necesario incluso tener una planificación diaria, si este es tu caso la mejor hora para anotar es la noche anterior, evita hacer “listas de tareas”, escribe OBJETIVOS a alcanzar y organiza las tareas en torno al resultado deseado.

  1. Se proactivo con el manejo del tiempo.

Si algo es importante para el éxito es el manejo efectivo del tiempo, y para esto no solo basta con llevar una agenda, debes desarrollar la habilidad de manejar cómo reaccionas antes los estímulos externos. Se ha comprobado que el teléfono celular por ejemplo, y sus notificaciones constantes, distraen nuestra atención en un 47% más que cualquier otro estímulo exterior, por lo cual te recomiendo aprendas a apagarlo cuando necesites tener una concentración total, y sé que te parece difícil, pero tranquilo, nada grave sucederá por desconectarte 1 o 2 horas de máxima productividad al día, te aseguro que vas a estar bien.

  1. Toma unos minutos de reconexión durante la jornada.

Aquí es donde juega un papel muy importante el hecho de ser consciente de tus acciones. Generalmente nos dejamos envolver por el stress de las múltiples cosas pendientes y sin darnos cuenta entramos en un piloto automático sin control consciente, lo que da como resultado una disminución en el rendimiento. Te recomiendo hagas pausas para respirar, caminar, o simplemente “salir” del piloto automático. Para esto mi consejo es que establezcas recordatorios o alarmas diarias en tu celular, y al menos cada 2 horas te recuerdes a ti mismo ser consciente y vivir en el presente. El resultado será un mayor enfoque y más energía durante el día.

Espero comiences a incorporar a tu vida algunas de estas recomendaciones y que entres a formar parte de quienes nos llamamos a nosotros mismos personas de Alto Rendimiento.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *